agricultura urbana han cosechado 8 millones de kilos de hortalizas

Caracas,  Jul. AVN.- Mediante el programa de agricultura urbana, que cuenta con 22.851 unidades de producción manejadas por el pueblo organizado en todo el país, ha permitido cosechar 8 millones de kilos de hortalizas, alimentos que han sido distribuidos en las propias comunidades venezolanas.

Así lo informó este sábado la presidenta de la Fundación de Capacitación e Innovación para Apoyar la Revolución Agraria (Ciara), Martha Bolívar, quien coordina este proyecto que forma parte de la Gran Misión AgroVenezuela.

Bolívar explicó que la meta es producir este año 21 millones de kilos de hortalizas, además de plantas ornamentales, medicinales y forestales.

“La producción de estos viveros también está dirigida al ornato de distintos urbanismos que está construyendo el Gobierno Nacional a través de la Misión Vivienda Venezuela, así como a otros viveros comunitarios y escuelas”, explicó.

Estas unidades de producción social están constituidas por una serie de viveros que se han creado en los estados Anzoátegui, Aragua, Carabobo, Lara, Miranda, Monagas, Táchira, Vargas y Zulia; además del Distrito Capital.

Los viveros son manejados por el pueblo organizado, que recibe capacitación y acompañamiento técnico por parte de la Fundación Ciara.

El programa de agricultura urbana busca mejorar las condiciones de vida de comunidades con poco poder adquisitivo, las cuales desarrollan proyectos socioproductivos para aprovechar espacios subutilizados para la producción agrícola.

Las autoridades de la Fundación Ciara realizaron un recorrido por siete unidades de producción ubicadas en el sector El Bosque 2, en Las Mayas, Caracas, donde además el Ministerio de Vivienda y Hábitat construyó casas para las familias que participan en estos proyectos productivos.

Las plantas sembradas en estas unidades de producción socialistas han sido utilizadas en el urbanismo Felipe Acosta Carles, ubicado cerca de la carretera Panamericana,  así como en las inmediaciones del Museo Alejandro Otero y La Rinconada.

Los productores que participan en el proyecto destacaron que la organización popular ha permitido concretar acciones para beneficios de la propia comunidad.

Lisbeth García, de la unidad de producción social Los Samanes, comentó que han producido 6.260 plantas, lo cual ha servido para impulsar otros espacios de este tipo en el sector y para desarrollar una labor educativa.

“Hemos trabajado con 200 niños de nuestra comunidad para su enseñanza, a quienes les hemos enseñado el valor de la conservación y de las plantas”, manifestó.

Por su parte, Nelly Ramírez, del vivero Las Tres Raíces Naturales, resaltó la producción de 5.000 plantas entre ornamentales, frutales, forestales y medicinales.

Estos viveros cuentan además con un área para el desarrollo de abono orgánico, el cual es utilizado para la propia producción, así como espacios para la siembra de hortalizas y cultivos organopónicos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Compartir

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *